14 mayo 2008

Parecer, no significa Ser

No basta que la mujer del César sea honesta, ... también tiene que parecerlo.
Recuerdo que años atrás me nombraron ésta misma frase en alguna que otra ocasión. Al principio no capte el mensaje, pero una vez transcurrido un tiempo desde aquellos "episodios nacionales", quiero detenerme y hacer una pequeña reflexión.

¿Por qué incidimos en el "parecer"?. En lo personal, en lo profesional, dejamos de lado el ser, para poner todas nuestras fuerzas en el parecer.

En los consejos que me daban de pequeño, no aparecía ésta Mujer del César, sino consejos como; "esfuérzate", " sé constante", que posteriormente se convertirían en.. "Hazte a valer".

Ya hablé, en su día de nuestro Centro Comercial, pero personalizando un poco más, todos somos un "Yo, S.A.", en el cuál tenemos nuestro propio departamento de dirección, de producción y de Marketing, entre otros.

Ese departamento de marketing, debe gestionar nuestra marca personal, buscar las necesidades de nuestros publicos. Es decir.... satisfacer "siendo", no "pareciendo". No vender humo.

En el Día del Emprendedor del viernes pasado, Trias de Bes, no nos hablo de éxitos, sino de fracasos.
Dijo una frase lapidaria y por desgracia.... real, que ratifica el mal o bien - según se mire-funcionamiento de los departamentos de marketing.

"Hay una cantidad de inútiles por el mundo, pero ¡que bien lo camuflan!"

Hay que distinguir entre lo que se puede, lo que se quiere y lo que se debe, para barajando estos tres conceptos, establecer el orden de tus prioridades. Cada uno debe encontrar su ser, sin dejarse tentar por cantos de sirena.

Yo soy Fernando Abadía, no parezco Fernando Abadía, y si no, que se lo digan a nuestro caracol. Me parece que no le han presentado a una caracola.

Buena Cortesía

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Ser o parecer, es lo mismo, si estamos seguros de quién somos.

Martín dijo...

Me quedo boquiabierto con tus reflexiones. Lo del centro comercial es la leche.
En persona no parece que tengas tantas cosas metidas en la cabeza.
¿Pareces? ¿Eres?
Un abrazo

Fernando Abadia dijo...

Me lo tomaré como un cumplido, Aunque no sé, si lo "es" o lo "parece".
Con respecto a las cosas metidas en la cabeza, bueno, "Calzo" una buena talla craneal, así que aunque sólo sea por eso...

Gracias Martín

Rupert dijo...

digamos que suerte la mia al encontrarme con tu escrito, puedo decir, este escrito si me gusta materile rile ro.